Proyecto de Ley 193 de 2009 Senado

Por la cual se crean instrumentos para incorporar la educación para el desarrollo integral de la sexualidad a la educación en Colombia y se dictan otras disposiciones

Sinopsis

El proyecto de ley en mención pretende contribuir de manera eficaz a la disminución del embarazo adolescente, la reducción del alto riesgo de contagio de enfermedades de transmisión sexual en dicho grupo etario en nuestro país y el control de los factores de riesgo asociados al desarrollo de la sexualidad de nuestros niños, niña y joven.

Exposición de motivos 

¿Una sociedad enfrentada al cotidiano desafío de su renovación biológica tiene como requerimiento concebir y establecer procedimientos adecuados para proteger biológicamente su propia reproducción y para asegurar una adecuada socialización de sus nuevas generaciones. De ahí que el tratamiento de la juventud sea una dimensión crucial en la supervivencia y desarrollo de la sociedad¿.

Germán Rama.

Objeto del proyecto de ley

El proyecto pretende contribuir de manera eficaz a la disminución del embarazo adolescente, la reducción del alto riesgo de contagio de enfermedades de transmisión sexual en dicho grupo etario en nuestro país y el control de los factores de riesgo asociados al desarrollo de la sexualidad de nuestros niños, niñas y jóvenes.

Entendemos por educación para el desarrollo integral de la sexualidad aquella orientada a formar personas capaces de reconocerse como sujetos titulares de derechos y deberes humanos sexuales y reproductivos, relacionados con la vida, la libertad, el libre desarrollo de la personalidad, la intimidad, la integridad física, psíquica y social, la seguridad, la equidad de género, la salud sexual y reproductiva y por ende, la educación e información sobre la misma; para lo cual deben relacionarse consigo mismo y con los demás, con criterios de respeto por sí mismo y por el otro, manejo de adversidad, liderazgo, afecto, tolerancia, y a ser formado bajo un contexto de límites claros y de responsabilidad con el fin de poder alc anzar un estado de bienestar físico, mental y social que les posibilite ejercer una sexualidad libre, satisfactoria, responsable y sana.

Educación que ofrece elementos objetivos de conocimiento y criterios suficientes de análisis a los estudiantes para que el hecho natural de asumir su corporeidad y subjetividad en la etapa pre y adolescente sea dirigida a la toma de decisiones y actitudes conscientes, asertivas y responsables.

En tal sentido, la educación para el desarrollo de la sexualidad debe tener los objetivos:

Para los niños y niñas de la etapa preescolar y básica primaria, esta debe estar orientada a:

¿ Educar e informar sobre los derechos y deberes humanos sexuales y reproductivos a la vida, a la libertad, al libre desarrollo de la personalidad, a la intimidad, a la integridad física, psíquica y social, a la seguridad, a la equidad de género, a la salud sexual y reproductiva y a la educación e información sobre la misma.

¿ Respetar a todas las personas sin discriminación alguna por razones de género, identidad o diversidad sexual.

¿ Enseñar los aspectos biológicos de la sexualidad tales como anatomía y fisiología de los aparatos reproductores masculino y femenino y del proceso reproductivo humano.

¿ Prevenir y fomentar la denuncia de todo tipo de explotación infantil, así co mo de cualquier forma de violencia intrafamiliar y abuso sexual infantil.

¿ Enseñar a manejar situaciones de riesgo a través de la negativa consciente y reflexiva. A decir ¿NO¿ a propuestas que afecten su integridad física y/o moral.

¿ Fomentar mecanismos de protección y denuncia de conductas de asedio y presión de grupo comúnmente denominadas ¿mobbing¿.

Y para los niños, niñas y adolescentes de la etapa básica secundaria y media, una educación que le apunta a:

¿ Prevenir situaciones de riesgo de la etapa adolescente tales como el sexo sin protección, el aborto, la delincuencia juvenil, el uso de armas, el pandillismo, el consumo de sustancias psicoactivas, el alcoholismo, el tabaquismo, los transtornos alimentarios como la anorexia y la bulimia y la depresión, el suicidio y demás psicopatías relacionadas.

¿ Prevenir el embarazo precoz.

¿ Evitar el aborto de embarazos no deseados.

¿ Reducir la mortalidad materna y perinatal de los embarazos en adolescentes.

¿ Prevenir el contagio de infecciones de transmisión sexual y detectar de manera temprana cualquier tipo de patología cervical.

¿ Promover canales de comunicación y reflexión conjunta entre los adolescentes y sus padres, sobre el manejo de diversas situaciones de riesgo, sobre la salud sexual y reproductiva, sobre la responsabilidad con respecto a la prevención de embarazos no deseados e infecciones de transmisión sexual, entre otros.

¿ Fomentar espacios permanentes de discusión y análisis que propicien la reflexión individual sobre el proyecto de vida que cada adolescente puede liderar desde el ámbito sicoafectivo, social y productivo.

¿ Conocer la legislación vigente relacionada con la salud sexual y reproductiva.

¿ Asegurar la transmisión de conocimientos pertinentes, precisos, confiables y actualizados sobre los distintos métodos de planificación familiar y demás aspectos involucrados en la Educación para el Desarrollo Integral de la Sexualidad.

El costo de la ausencia de políticas

Dramas de la sexualidad adolescente en Colombia

La tasa de fecundidad adolescente promedio en el mundo se estima en 49.7 por mil para el período 2000-05, pero esta tasa está lejos de reflejar la diversidad de experiencias existentes. Los paíse s con los niveles más altos, cercanas a 200 por mil (Chad, Níger, Mali, Mozambique), se ubican en Africa donde la tasa de fecundidad adolescente promedio supera los 100 por mil. En Asia ese promedio se estima en 35 por mil, un valor mucho menor que el de Africa, semejante al de Oceanía (32.3 por mil) y bastante superior al de Europa (20.3 por mil). El promedio asiático esconde la existencia de países con tasas superiores a 100 por mil (Afganistán, Bangladesh, Nepal, Yemen) y países con los niveles más bajos de fecundidad adolescente del mundo (Japón, China, las dos Coreas, Singapur), similares a los de algunos países europeos como Holanda, Suiza, Italia, España y Suecia, entre otros, todos con tasas entre el 3 y el 6 por mil[1][1].

Con un nivel muy similar al promedio mundial se ubica Estados Unidos (53.2 por mil) y por arriba de dicho promedio se encuentra el de América Latina y el Caribe (72.4 por mil), región en la cual conviven países con tasas superiores a 100 (Guatemala, Honduras y Nicaragua) con otros con fecundidad adolescente relativamente baja (Guadalupe, Martinica) y varios en un rango intermedio. La Argentina con un nivel estimado de fecundidad adolescente de 60.6 por mil está por debajo de sus vecinos Bolivia, Brasil, Paraguay y Uruguay, y por encima de Chile[2][2].

Los datos sobre fecundidad en adolescentes en Colombia dan cuenta de la dramática situación que enfrentan nuestros niños y jóvenes. La fecundidad de las adolescentes aumentó entre 1986 y 1995 de 70 a 89 nacimientos por cada mil mujeres. Al 2000, la tasa específica de fecundidad de las adolescentes era del 87%. Es decir, presentaban una tasa de 87 nacimientos por cada 1.000 mujeres de esa edad[3][3].

Según la última Encuesta Nacional de Demografía y Salud, la tasa se sigue elevando y ha alcanzado los 90 nacimientos por cada mil mujeres. Así las cosas, una de cada cinco mujeres de 15 a 19 años, ha estado alguna vez embarazada: 16% por ciento ya son madres y 4% por ciento está esperando su primer hijo.

Con 90 nacimientos por cada mil mujeres, la situación contrasta con la de países como Venezuela (51 nacimientos), Chile (62 nacimientos), Holanda (8 nacimientos) o Japón (4 nacimientos).

La situación cobra su real dimensión al intentar entender este complejo fenómeno. Como lo demostró el estudio ¿Ritmos y Significados de la Sexualidad Juvenil¿, editado por la Universidad de los Andes, la mitad de las adolescentes que tienen actividad sexual quedan embarazadas sin quererlo, pero alrededor de un 42 por ciento de las niñas y adolescentes embarazadas querían ese embarazo.

Y es que, señala el mismo estudio, las niñas en los estratos bajos quieren conscientemente quedar en embarazo porque no tienen otro aliciente en sus proyectos de vida. No tienen oportunidades de Educación, de Capacitación, de Trabajo, de Recreación. El embarazo es el resultado de la falta de opciones en materia de Salud, Educación y Recreación que la sociedad les ofrece. El embarazo las aleja de la escuela, pero les garantiza acceder a la Salud, a tener una primera atención médica en su vida, a tomarse unas vitaminas; les fortalece su identidad como mujeres, les llena vacíos afectivos y creen encontrar una forma de asegurar su futuro. El sexo, sin orientación alguna, convertido en herramienta de supervivencia.

Más de la mitad de las adolescentes que tienen o que han tenido relaciones sexuales, no utiliza métodos anticonceptivos. No porque no sepan que existen los métodos de planificación familiar, sino por falta de servicios de consejería y acompañamiento para las adolescentes. Según el estudio de Profamili a ¿Percepción del Riesgo y los Procesos de Negociación Relativos a la Prevención de Embarazos no Planeados y las Enfermedades de de Transmisión Sexual entre Adolescentes Sexualmente Activos¿, las colombianas menores de 19 años tenían dificultades para establecer conversaciones sobre su sexualidad y para negociar el uso del condón con su pareja. Y peor aún, consideraban que no usarlo era una demostración de amor.

Adicionalmente, el intervalo intergenésico de las adolescentes es sólo de 19 meses, cuando la Organización Mundial de la Salud, dice que debe ser alrededor de 30 meses, o sea que también está siendo un factor de alto riesgo para las adolescentes no tener un período adecuado entre embarazo y embarazo.

Los resultados del embarazo adolescente para el proyecto de vida de nuestras niñas y jóvenes es evidente. Hay casi un 8 por ciento de mujeres que dejaron de estudiar porque estaban embarazadas. Las proporciones aumentan en todos los niveles educativos con relación al 2000, excepto entre aquellas que tienen secundaria incompleta. Si a estas sumamos el porcentaje de mujeres que debieron dejar sus estudios porque se casaron o porque tiene que cuidar a sus hijos el porcentaje aumenta a casi el 12 por ciento. Según la Cepal, ¿la probabilidad de estudiar en jornada completa de las mujeres entre 15 y 19 años en América Latina desciende dramáticamente del 80 al 20 por ciento al quedar embarazadas¿.

Simultáneamente, la edad de inicio de la actividad sexual ha ido reduciéndose dramáticamente. La edad mediana a la primera relación sexual para las mujeres de 25 a 49 años en la ENDS 2005 (Encuesta Nacional de Demografía y Salud 2005) fue de 18.4 un año menor a los resultados encontrados en la ENDS 2000. Entre las mujeres de 25 a 49 años encuestadas, la edad promedio en que tuvieron su primera relación sexual disminuyó en un año entre 2000 y 2005. La proporción de mujeres que tuvieron su primera relación sexual antes de los 15 años pasó de 8% en 2000 a 11% en 2005.

Según un reciente estudio del Ministerio de Educación y la Universidad de los Andes los hombres comienzan a los 13,5 años de edad y las mujeres a los 14,8 años, sin protección ni planeación. La situación, aunque más seria, se enmarca en una tendencia que es posible constatar en países como México (15 años 1 mes), Venezuela (14 años 3 meses), Ecuador (14 años 9 meses), Argentina (15 años 6 meses) o Perú (15 años 8 meses). La cuestión es que nuestros niños y niñas están recibiendo muy poca orientación para el desarrollo integral de su sexualidad.

Al respecto el Fondo de Población de las Naciones Unidas concluye que ¿los adolescentes cuentan con un nivel aceptable con respecto a su conocimiento sobre la existencia de métodos anticonceptivos, pero desconocen su uso, su efectividad, ventajas y desventajas, y manejo adecuado con relación a la responsabilidad sexual y reproductiva¿. Con respecto a la educación sexual recibida por los adolescentes que integran la muestra se observa que los amigos se constituyen en el principal referente, seguido por los libros y la madre, no buscan información en películas ni acuden al sacerdote. El maestro no es reconocido como la persona que puede orientarlos.

Como lo demuestra el siguiente cuadro, el uso del condón no es lo suficientemente generalizado entre adolescentes.

País Siempre A veces
México 81.3% 18.7%
Colombia 44.1% 55.9%
Venezuela 48.9% 51.1%
Ecuador 30.7% 69.3%
Perú 29.4% 70.6%
Argentina 55.4% 44.6%

Estudio efectuado por la Unidad de Adolescentes y Jóvenes de la Fundación Cardio-Infantil. Bogotá, Colombia. Abril de 2007.

Las enfermedades de transmisión sexual son otro de los grandes retos. En 2005, el 12 por ciento de los casos de VIH/SIDA notificados correspondió a jóvenes de entre 15 y 24 años. Desgraciadamente, las mujeres de 15 a 19 años de edad son las que menos han hablado con su esposo o compañero sobre el VIH/SIDA. Ello es más dramático entre las mujeres del área rural, de la región oriental, las de los niveles más bajos de educación y las de estratos más pobres.

Como lo señala el Fondo de Poblaciones de las Naciones Unidas, el conocimiento sobre ITS es superficial, hay confusión entre qué es el VIH y qué es el SIDA, lo cual produce en los adolescentes una sensación de angustia que los conduce a una actitud de timidez y silencio. El 24 por ciento de las mujeres se considera en riesgo de contraer VIH/SIDA. Las que menos se consideran en riesgo son las jóvenes entre 15 y 19 años de edad.

Sólo una de cada diez se considera en riesgo de contraer el VIH/SIDA. Apenas una de cada veinte se hace la prueba del VIH/SIDA. Peor aún, la tercera parte de todos los adolescentes, hombres y mujeres, no está afiliado al Sistema de Seguridad Social en Salud.

La tercera causa de mortalidad infantil son las complicaciones producto del aborto. El Gobierno ha venido planteando la necesidad de que el país reconozca y entienda que un número importante de mujeres colombianas están recurriendo al aborto[4][4]. La ausencia de información actualizada, dado su carácter clandestino, dificulta las comparaciones. Según las cifras presentadas por DEMUS para América Latina en 1997, el 44% de las jóvenes embarazadas menores de 18 años han tenido una experiencia de aborto y según los registros hospitalarios, el aborto es la tercera causa de muerte materna en adolescentes.

El embarazo adolescente y la falta de orientación adecuada promueve la violencia sexual. Desgraciadamente, la sexualidad ha constituido uno de los escenarios privilegiados de dominación hacia las mujeres y sus cuerpos, otorgándoles un papel ligado a mitos como la mujer-madre, el placer ligado a la reproducción, la pasividad sexual, la dependencia inherente a la feminidad y la necesidad de protección masculina. Los embarazos adolescentes promueven esta situación. Como lo demostró recientemente un estudio en el cono sur, en los hogares constituidos por jóvenes de entre 15 y 21 años la prevalencia de la violencia doméstica triplica la que existe en los hogares formados por personas de mayor edad[5][5].

El dramático escenario refleja parcialmente la experiencia juvenil. Los jóvenes viven atrapados en una paradoja, ya que las condiciones de exclusión social que los afectan van acompañadas de un nivel inédito de exposición a propuestas masivas de consumo, que confieren un protagonismo igualmente inédito a la cultura juvenil en la sociedad. Todo ello define una situación de anomia estructural, en la cual adolescentes y jóvenes tienen una relativamente alta participación simbólica en la sociedad ¿que modela sus aspiraciones¿ y una participación material que impide la satisfacción de esas aspiraciones por cauces legítimos.

Referentes internacionales

Existen experiencias internacionales que vale la pena reseñar.

Ejemplos como el de Holanda, país en el que, según recogidos en el último informe de la Asociación de Planificación Familiar de Naciones Unidas (UNFPA), destacan la excepcionalidad de Holanda, con sólo cuatro embarazos por cada mil jovencitas. ¿Qué causas han hecho posible que los jóvenes holandeses disfruten del sexo sin problemas como en ningún otro lugar del planeta? Los expertos coinciden en el diagnóstico: el clima abierto y laico de la educación sexual a partir de los 11 años y también las facilidades de los menores para acceder a cualquier método anticonceptivo, incluido el aborto[6][6].

Ningún país ha invertido tanto en investigación sobre planificación familiar, atención mediática y mejoramiento de los programas de educación sexual como el gobierno holandés según los expertos del Instituto Nacional Holandés para la investigación social y sexual (NISSO). Por medio del programa ¿Long Live Love¿, implementado en colegios y con un fuerte contenido mediático se han alcanzado unas de las tasas más bajas de embarazos adolescente de 8.4 por cada mil mujeres entre 15 y 19 años[7][7].

También cabe destacar el caso de Alemania, país que desde 1960 suscribió el tratado de ¿Educación Sexual Emancipatoria¿ que contempla un modelo para impartir educación sexual en los colegios, ha entendido que la sexualidad hace parte integral del ser humano y que en su educación no se deben imponer juicios moralistas. Así, la educación sexual en Alemania cubre aspectos como la adolescencia, cambios físicos y emocionales, la reproducción, enfermedades de transmisión sexual, la orientación sexual, entre otros. Desde 1970 hace parte del currículo y se imparte desde el primero hasta el último año escolar, con componentes sociales, físicos y sicológicos[8][8].

Suecia es, así mismo, uno de los ejemplos mundiales, en cuanto a programas de Educación para el Desarrollo Integral de la Sexualidad[9][9]. Desde 1955 es obligatoria en todos los colegios, por ser la prevención y promoción de la salud sexual uno de los propósitos generales de salud pública. Los programas no solo se basan en hechos, sino también en sentimientos, así el colegio no asume ni impone postura alguna frente a la elección por parte del alumno de su estilo de vida sexual; siempre y cuando respete a los demás. El lema en Suecia es que la educación nunca hace daño, la ignorancia sí[10][10].

En Suramérica Argentina aprobó la Ley 26.150 de octubre 23 de 2006. Mediante la norma, el Senado y a Cámara de Diputados de la nación Argentina crearon el Programa Nacional de Educación Sexual obligatoria para estudiantes desde los 5 años en ese país.

En Chile, desde hace un par de años, hace curso un proyecto de ley que incorpora en la Ley Orgánica Constitucional de Enseñanza (LOCE) el derecho de los estudiantes a recibir educación sexual, cursa trámite desde finales del año pasado en el Congreso chileno. En lo fundamental, el texto legal señala que corresponde preferentemente a los padres de familia el derecho y el deber de educar a sus hijos; al Estado el deber de otorgar especial protección al ejercicio de este derecho; y en general a la comunidad el deber de contribuir al desarrollo y perfeccionamiento de la educación ¿en todos sus aspectos, incluyendo la educación sexual¿[11][11].

Marco jurídico

Como antecedentes legales relacionados con la educación sexual cabe destacar los siguientes:

Decreto Nacional 080 de 1974

Por el cual se deroga el Decreto número 045 de 1962 y se dictan otras disposiciones sobre Educación Media.

¿Artículo 4°. El plan fundamental mínimo para la educación media será el siguiente:

(¿)

Comportamiento y salud.

(¿)¿.

Resolución 3353 de 1993 Por la cual se establece el desarrollo de programas y proyectos institucionales de Educación Sexual en la educación básica del país.

¿Artículo 1°. Obligatoriedad de la Educación Sexual. A partir del inicio de los calendarios académicos de 1994, de acuerdo con las políticas y siguiendo las Directivas del Ministerio de Educación Nacional, todos los establecimientos educativos del país que ofrecen y desarrollan programas de preescolar, básica primaria, básica secundaria y media vocacional, realizarán con carácter obligatorio, proyectos institucionales de educación Sexual como componente esencial del servicio público educativo.

Los programas institucionales de Educación Sexual no darán lugar a calificaciones para efectos de la promoción de los estudiantes¿.

Ley 115 de 1994 o Ley General de Educación

¿Artículo 13. Objetivos comunes de todos los niveles. Es objetivo primordial de todos y cada uno de los niveles educativos el desarrollo integral de los educandos mediante acciones estructuradas encaminadas a:

  1. d) Desarrollar una sana sexualidad que promueva el conocimiento de sí mismo y la autoestima, la construcción de la identidad sexual dentro del respeto por la equidad de los sexos, la afectividad, el respeto mutuo y prepararse para una vida familiar armónica y responsable;¿.

¿Artículo 14. Enseñanza obligatoria. <Artículo modificado por el artículo 1° de la Ley 1029 de 2006. El nuevo texto es el siguiente:> En todos los establecimientos oficiales o privados que ofrezcan educación formal es obligatoria en los niveles de la educación preescolar, básica y media cumplir con:

  1. e) La educación sexual, impartida en cada caso de acuerdo con las necesidades psíquicas, físicas y afectivas de los educandos según su edad.

Parágrafo 1°. El estudio de estos temas y la formación en tales valores, salvo los literales a) y b), no exige asignatura específica. Esta información debe incorporarse al currículo y desarrollarse a través todo el plan de estudios.

Parágrafo 2°. Los programas a que hace referencia el literal b) del presente artículo serán presentados por los establecimientos estatales a la Secretaría de Educación del respectivo municipio o ante el organismo que haga sus veces para su financiación con cargo a la participación de los ingresos corrientes de la Nación destinados por la ley para tales áreas de inversión social¿.

Decreto Reglamentario 1860 de agosto 3 de 1994 por el cual se reglamenta parcialmente la Ley 115 de 1994, en los aspectos pedagógicos y organizativos generales.

¿Artículo 36. Proyectos pedagógicos. El proyecto pedagógico es una actividad dentro del plan de estudios que de manera planificada ejercita al educando en la solución de problemas cotidianos, seleccionados por tener relación directa con el entorno social, cultural, científico y tecnológico del alumno. Cumple la función de correlacionar, integrar y hacer activos los conocimientos, habilidades, destrezas, actitudes y valores logrados en el desarrollo de diversas áreas, así como de la experiencia acumulada. La enseñanza prevista en el artículo 14 de la Ley 115 de 1994, se cumplirá bajo la modalidad de proyectos pedagógicos.

Los proyectos pedagógicos también podrán estar orientados al diseño y elaboración de un producto, al aprovechamiento de un material o equipo, a la adquisición de dominio sobre una técnica o tecnología, a la solución de un caso de la vida académica, social, política o económica y en general, al desarrollo de intereses de los educandos que promuevan su espíritu investigativo y cualquier otro propósito que cumpla los fines y objetivos en el proyecto educativo institucional.

La intensidad horaria y la duración de los proyectos pedagógicos se definirán en el respectivo plan de estudios¿.

A continuación nos permitimos extractar una buena parte de las normas que sirven de sustento legal a esta iniciativa, así:

Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano

Artículo 26.

  1. Toda persona tiene derecho a la educación. La educación debe ser gratuita, al menos en lo concerniente a la instrucción elemental y fundamental. La instrucción elemental será obligatoria. La instrucción técnica y profesional habrá de ser generalizada; el acceso a los estudios superiores será igual para todos, en función de los méritos respectivos.
  2. La educación tendrá por objeto el pleno desarrollo de la personalidad humana y el fortalecimiento del respeto a los derechos humanos y a las libertades fundamentales; favorecerá la comprensión, la tolerancia y la amistad entre todas las naciones y todos los grupos étnicos o religiosos, y promoverá el desarrollo de las actividades de las Naciones Unidas para el mantenimiento de la paz.
  3. Los padres tendrán derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos.

Constitución Política

¿Artículo 1°. Colombia es un Estado Social de Derecho, organizado en forma de República unitaria, descentralizada, con autonomía de sus entidades territoriales, democrática, participativa y pluralista,fundada en el respeto de la dignidad humana, en el trabajo y la solidaridad de las personas que la integran y en la prevalencia del interés general¿.

¿Artículo 5°. El Estado reconoce, sin discriminación alguna, la primacía de los derechos inalienables de la persona y ampara a la familia como institución básica de la sociedad¿.

¿Artículo 13. Todas las personas nacen libres e iguales ante la ley, recibirán la misma protección y trato de las autoridades y gozarán de los mismos derechos, libertades y oportunidades sin ninguna discriminación por razones de sexo, raza, origen nacional o familiar, lengua, religión, opinión política o filosófica.

El Estado promoverá las condiciones para que la igualdad sea real y efectiva y adoptará medidas en favor de grupos discriminados o marginados.

El Estado protegerá especialmente a aquellas personas que por su condición económica, física o mental, se encuentren en circunstancia de debilidad manifiesta y sancionará los abusos o maltratos que contra ellas se cometan¿.

¿Artículo 16. Todas las personas tienen derecho al libre desarrollo de su personalidad sin más limitaciones que las que imponen los derechos de los demás y el orden jurídico¿.

¿Artículo 18. Se garantiza la libertad de conciencia. Nadie será molestado por razón de sus convicciones o creencias ni compelido a revelarlas ni obligado a actuar contra su conciencia¿.

¿Artículo 42. La familia es el núcleo fundamental de la sociedad. Se constituye por vínculos naturales o jurídicos, por la decisión libre de un hombre y una mujer de contraer matrimonio o por la voluntad responsable de conformarla.

El Estado y la sociedad garantizan la protección integral de la familia. La ley podrá determinar el patrimonio familiar inalienable e inembargable¿.

¿Artículo 44. Son derechos fundamentales de los niños: la vida, la integridad física, la salud y la seguridad social, la alimentación equilibrada, su nombre y nacionalidad, tener una f amilia y no ser separados de ella, el cuidado y amor, la educación y la cultura, la recreación y la libre expresión de su opinión. Serán protegidos contra toda forma de abandono, violencia física o moral, secuestro, venta, abuso sexual, explotación laboral o económica y trabajos riesgosos. Gozarán también de los demás derechos consagrados en la Constitución, en las leyes y en los tratados internacionales ratificados por Colombia¿.

¿Artículo 45. El adolescente tiene derecho a la protección y a la formación integral.

El Estado y la sociedad garantizan la participación activa de los jóvenes en los organismos públicos y privados que tengan a cargo la protección, educación y progreso de la juventud¿.

¿Artículo 67. La educación es un derecho de la persona y un servicio público que tiene una función social; con ella se busca el acceso al conocimiento, a la ciencia, a la técnica, y a los demás bienes y valores de la cultura.

La educación formará al colombiano en el respeto a los derechos humanos, a la paz y a la democracia; y en la práctica del trabajo y la recreación, para el mejoramiento cultural, científico, tecnológico y para la protección del ambiente El Estado, la sociedad y la familia son responsables de la educación, que será obligatoria entre los cinco y los quince años de edad y que comprenderá como mínimo, un año de preescolar y nueve de educación básica.

La educación será gratuita en las instituciones del Estado, sin perjuicio del cobro de derechos académicos a quienes puedan sufragarlos.

Corresponde al Estado regular y ejercer la suprema inspección y vigilancia de la educación con el fin de velar por su calidad, por el cumplimiento de sus fines y por la mejor formación moral, intelectual y física de los educandos; garantizar el adecuado cubrimiento del servicio y asegurar a los menores las condiciones necesarias para su acceso y permanencia en el sistema educativo.

La Nación y las entidades territoriales participarán en la dirección, financiación y administración de los servicios educativos estatales, en los términos que señalen la Constitución y la ley¿.

Ley 100 de 1993 Sistema de Seguridad Social Integral.

Artículo 153. Fundamentos del servicio público. <Artículo condicionalmente EXEQUIBLE> Además de los principios generales consagrados en la Constitución Política, son reglas del servicio público de salud, rectoras del Sistema General de Seguridad Social en Salud las siguientes:

  1. Protección integral. El Sistema General de Seguridad Social en Salud brindará atención en salud integral a la población en sus fases de educación, información y fomento de la salud y la prevención, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación, en cantidad, oportunidad, calidad y eficiencia de conformidad con lo previsto en el artículo 162 respecto del Plan Obligatorio de Salud.

Resolución del Ministerio de Salud 412 de 2000

Por la cual se establecen las actividades, procedimientos e intervenciones de demanda inducida y obligatorio cumplimiento y se adoptan las normas técnicas y guías de atención para el desarrollo de las acciones de protección específica y detección temprana y la atención de enfermedades de interés en salud pública.

¿Artículo 9°. Detección temprana. Adóptanse las normas técnicas contenidas en el Anexo Técnico 1-2000 que forma parte integrante de la presente resolución, para las actividades, procedimientos e intervenciones establecidas en el Acuerdo 117 del Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud, enunciadas a continuación:

  1. Detección temprana de las alteraciones del Crecimiento y Desarrollo (Menores de 10 años).
  2. Detección temprana de las alteraciones del desarrollo del joven (10-29 años).
  3. Detección temprana de las alteraciones del embarazo.
  4. Detección temprana de las alteraciones del Adulto (mayor de 45 años).
  5. Detección temprana del cáncer de cuello uterino.
  6. Detección temprana del cáncer de seno.
  7. Detección temprana de las alteraciones de la agudeza visual.

Parágrafo. Los contenidos de las normas técnicas de detección temprana serán actualizados periódicamente de acuerdo con los cambios en la estructura demográfica de la población, el perfil epidemiológico, la tecnología disponible en el país y el desarrollo científico y la normatividad vigente¿.

Artículo 11. Red de prestadores de servicios. Las Entidades Promotoras de Salud, Entidades Adaptadas y Administradoras del Régimen Subsidiado deberán garantizar en el municipio de residencia del afiliado, la prestación de la totalidad de las actividades, procedimientos e intervenciones contenidos en las normas técnicas de obligatorio cumplimiento y en las guías de atención, a través de la red prestadora de servicios que cumpla los requisitos esenciales para la prestación de los mismos.

Parágrafo. En el evento en que la red de prestadores de servicios de salud del municipio de residencia del afiliado, no pueda prestar la totalidad de los servicios establecidos en las normas técnicas y guías de atención, las Entidades Promotoras de Salud, Entidades Adaptadas y Administradoras del Régimen Subsidiado deben asumir los gastos del desplazamiento a que hubiere lugar para la prestación de los mismos.

Código de la Infancia y la Adolescencia. Ley 1098 de 2006.

¿Artículo 7°. Protección integral. Se entiende por protección integral de los niños, niñas y adolescentes el reconocimiento como sujetos de derechos, la garantía y cumplimiento de los mismos, la prevención de su amenaza o vulneración y la seguridad de su restablecimiento inmediato en desarrollo del principio del interés superior.

La protección integral se materializa en el conjunto de políticas, planes, programas y acciones que se ejecuten en los ámbitos nacional, departamental, distrital y municipal con la correspondiente asignación de recursos financieros, físicos y humanos.¿

¿Artículo 15. Ejercicio de los derechos y responsabilidades. Es obligación de la familia, de la sociedad y del Estado, formar a los niños, las niñas y los adolescentes en el ejercicio responsable de los derechos. Las autoridades contribuirán con este propósito a través de decisiones oportunas y eficaces y con claro sentido pedagógico.

¿Artículo 18. Derecho a la integridad personal. Los niños, las niñas y los adolescentes tienen derecho a ser protegidos contra todas las acciones o conductas que causen muerte, daño o sufrimiento físico, sexual o psicológico. En especial, tienen derecho a la protección contra el maltrato y los abusos de toda índole por parte de sus padres, de sus representantes legales, de las personas responsables de su cuidado y de los miembros de su grupo familiar, escolar y comunitario¿.

¿Artículo 20. Derechos de protección. Los niños, las niñas y los adolescentes serán protegidos contra:

  1. El abandono físico, emocional y psicoafectivo de sus padres, representantes legales o de las personas, instituciones y autoridades que tienen la responsabilidad de su cuidado y atención.
  2. La explotación económica por parte de sus padres, representantes legales, quienes vivan con ellos, o cualquier otra persona. Serán especialmente protegidos contra su utilización en la mendicidad.
  3. El consumo de tabaco, sustancias psicoactivas, estupefacientes o alcohólicas y la utilización, el reclutamiento o la oferta de menores en actividades de promoción, producción, recolección, tráfico, distribución y comercialización.
  4. La violación, la inducción, el estímulo y el constreñimiento a la prostitución; la explotación sexual, la pornografía y cualquier otra conducta que atente contra la libertad, integridad y formación sexuales de la persona menor de edad.

¿

  1. El trabajo que por su naturaleza o por las condiciones en que se lleva a cabo es probable que pueda afectar la salud, la integridad y la seguridad o impedir el derecho a la educación.
  2. Las peores formas de trabajo infantil, conforme al Convenio 182 de la OIT.
  3. El contagio de enfermedades infecciosas prevenibles durante la gestación o después de nacer, o la exposición durante la gestación a alcohol o cualquier tipo de sustancia psicoactiva que pueda afectar su desarrollo físico, mental o su expectativa de vida.

¿

  1. La transmisión del VIH-SIDA y las infecciones de transmisión sexual.
  2. Cualquier otro acto que amenace o vulnere sus derechos¿.

¿Artículo 28. Derecho a la educación. Los niños, las niñas y los adolescentes tienen derecho a una educación de calidad. Esta será obligatoria por parte del Estado en un año de preescolar y nueve de educación básica. La educación será gratuita en las instituciones estatales de acuerdo con los términos establecidos en la Constitución Política. Incurrirá en multa hasta de 20 salarios mínimos quienes se abstengan de recibir a un niño en los establecimientos públicos de educación¿.

¿Artículo 39. Obligaciones de la familia. La familia tendrá la obligación de promover la igualdad de derechos, el afecto, la solidaridad y el respeto recíproco entre todos sus integrantes. Cualquier forma de violencia en la familia se considera destructiva de su armonía y unidad y debe ser sancionada. Son obligaciones de la familia para garantizar los derechos de los niños, las niñas y los adolescentes:

  1. Promover el ejercicio responsable de los derechos sexuales y reproductivos y colaborar con la escuela en la educación sobre este tema¿.

¿Artículo 41. Obligaciones del Estado. El Estado es el contexto institucional en el desarrollo integral de los niños, las niñas y los adolescentes. En cumplimiento de sus funciones en los niveles nacional, departamental, distrital y municipal deberá:

  1. Prevenir y atender la violencia sexual, las violencias dentro de la familia y el maltrato infantil, y promover la difusión de los derechos sexuales y reproductivos¿.

¿Artículo 43. Obligación ética fundamental de los establecimientos educativos. Las instituciones de educación primaria y secundaria, públicas y privadas, tendrán la obligación fundamental de garantizar a los niños, niñas y adolescentes el pleno respeto a su dignidad, vida, integridad física y moral dentro de la convivencia escolar. Para tal efecto, deberán:

  1. Formar a los niños, niñas y adolescentes en el respeto por los valores fundamentales de la dignidad humana, los Derechos Humanos, la aceptación, la tolerancia hacia las diferencias entre personas¿.

¿Artículo 44. Obligaciones complementarias de las instituciones educativas. Los directivos y docentes de los establecimientos académicos y la comunidad educativa en general pondrán en marcha mecanismos para:

  1. Establecer la detección oportuna y el apoyo y la orientación en casos de malnutrición, maltrato, abandono, abuso sexual, violencia intrafamiliar, y explotación económica y laboral, las formas contemporáneas de servidumbre y esclavitud, incluidas las peores formas de trabajo infantil¿.

¿Artículo 46. Obligaciones especiales del Sistema de Seguridad Social en Salud. Son obligaciones especiales del sistema de seguridad social en salud para asegurar el derecho a la salud de los niños, las niñas y los adolescentes, entre otras, las siguientes:

  1. Garantizar el acceso gratuito de los adolescentes a los servicios especializados de salud sexual y reproductiva.
  2. Desarrollar programas para la prevención del embarazo no deseado y la protección especializada y apoyo prioritario a las madres adolescentes¿.

Carlos Julio González Villa

Senador de la República

FacebookTwitterGoogle+

Deja un comentario